9 chamarras que no pueden faltar en tu clóset esta temporada
¿Te quieres poner botox? Aquí todo lo que debes saber

Dime tu edad y te diré cómo lavar tu cara

Dime tu edad y te diré cómo lavar tu cara
Fuente imagen: El Mirón de Soria
Compártelo:
Puntuación: 0 en 0 votaciones
-
Lizeth Guzmán

En la rutina de belleza todo inicia y termina con un paso básico: la limpieza. Es un paso fundamental para que todo lo demás funcione perfectamente, desde los tratamientos hasta el maquillaje. Esta es una rutina que va más allá del agua, también cambia según los años que tengas.

Es muy importante tener en cuenta que cuando hablamos de limpieza, no quiere decir que tengas que tallar. Por eso no debes utilizar productos con detergentes agresivos, evita echarte alcohol, tira las esponjas con textura de lija y nunca la trates como si fuera un trapo viejo.

Fuente imagen: Secretos De Tendencia Fuente imagen: Secretos De Tendencia

Antes de iniciar toma en cuenta lo siguiente:

  • Limpiar elimina las impurezas, sobre todo aquellas que son más resistentes, como los restos de maquillaje, protector solar y algunos agentes contaminantes. Por eso es necesario emplear un desmaquillante de acción intensiva.
  • Una vez limpia esta zona es momento de usar un limpiador para que penetre en los poros, a grasa y la suciedad acumuladas no sólo causan brotes, también restan luminosidad.
  • Para mantener una piel del rostro joven, saludable y bonita, se requiere una rutina bien estructurada que nutra, proteja y atienda necesidades específicas como tu edad y tipo de piel.
  • Recuerda que la temperatura del agua debe ser tibia. La limpieza debe hacerse con movimientos circulares suaves y del centro hacia afuera.

 

Cuida tu piel a los 20

Fuente imagen: Maquillada Fuente imagen: Maquillada

Lo más común son los problemas vinculados con el acné debido al depósito de sebo en determinadas áreas. La piel grasa no sólo se da en los veinte, 40% de las mujeres entre 25 y 45 años la tiene.

Piel grasa: Elimina el brillo que se concentra en la frente y en la nariz. Uno de los peores rasgos es que la cara parece nunca estar limpia. Si combates la grasa la piel va a producir más para reponerla. Usa limpiadores seborreguladores.

Piel mixta: La llamada ‘zona T’ brilla como un foco mientras que las mejillas están resecas y en el contorno de los ojos se marcan líneas de expresión finas. Se requiere de un limpiador libre de aceites no comedogénico en presentación de gel.

Piel seca: La falta de humedad puede manifestarse en descamación, surcos leves y enrojecimiento. Utiliza limpiadores con agentes humectantes como vitamina E, extracto de manzanilla o almendra.

Cuida tu piel a los 30

Fuente imagen: Bezzia.com

El estrés se encuentra a la orden del día. ¿Consecuencia? Falta de humectación. Usa una espuma suave, libre de fragancia y sin alcohol.

Piel grasa: Se presenta junto con la deshidratación, poros abiertos, brillo y arrugitas en las mejillas. Utiliza un aleche limpiadora de consistencia fluida o un agua micelar.

Piel mixta: Si se ve tu piel sana pero la sientes reseca de las mejillas, para su limpieza utiliza un aceite desmaquillante para ojos y una leche que se retire con agua y un algodón húmedo.

Piel seca: Si es muy sensible e irritable. Evita el uso de limpiadores con aromas y usa productos dermatológicamente probados.

Cuida tu piel a los 40

Fuente imagen: Blogs Fuente imagen: Blogs

Aparecen manchas planas, sin dolor y de color café. Es momento de emplear espumas y aclarantes, enriquecidas con antioxidantes de limón y vitamina C.

Piel grasa: El aspecto es graso y no es tan evidente lo más adecuado es recurrir a una opción que contenga complejo APG, un agente limpiador extra suave pero muy efectivo. Evita los limpiadores que hacen mucha espuma.

Piel mixta: El estado de la piel varía según el clima, las medicinas y los cosméticos. Usa productos con factores hidratantes naturales, como los aminoácidos, los cuales fijan el agua dentro de la piel.

Piel seca: La sensación de aspereza se acentúa, además la piel se ve opaca. Usa dos veces al día una emulsión cremosa y nutritiva. Busca una contenga glucogliserol, un ingrediente hidratante de origen natural.

Cuida tu piel a los 50

Fuente imagen: Alejandra Luna Fuente imagen: Alejandra Luna

Hay arrugas y falta de tonicidad, ya que se reducen las sustancias que mantienen lisa la piel. Colágeno, elastina y ácido hialuronico, esto se traduce en pérdida de densidad y volumen.

Piel grasa: Es poco frecuente que te salgan granitos. Los cambios hormonales pueden ser los responsables. Si es así emplea una espuma con efecto anti- blemish.

Piel mixta: Necesitas asear los poros a profundidad y retirar las celular muertas. Usa un aceite o crema que limpie sin dejar residuos y que también proporcione una acción de uniformidad.

Piel seca: Si tu piel está escamada o irritada, límpiala con una loción sedosa que ermita una correcta oxigenación. Busca que tenga ácido hialurónico que evita la pérdida de volumen.

}); });