10 galanes noventeros y cómo se ven hoy en día
5 tips para pintar tus uñas fácil y rápido sin salir de casa

3 cosas que le pasan a tu piel cuando duermes maquillada

Dormir con maquillaje es uno de los peores errores que podemos cometer en nuestra piel. Conoce cuáles son las consecuencias de no tener una rutina de limpieza antes de dormir. ¡Te sorprenderás!

3 cosas que le pasan a tu piel cuando duermes maquillada
Fuente: tin8.com
Compártelo:
Puntuación: 0 en 0 votaciones
-
Elena Montero

 

La regla más importante para la belleza de tu rostro es desmaquillarte todas las noches antes de ir a dormir, ya que de no hacerlo nuestra piel sufrirá las consecuencias, no retirar  el maquillaje  o no retirarlo de manera correcta no  le permitirá a  tu piel  que respire  y se regenere.

 

Consecuencias:

 

1.- Tapa los poros.

Obstruye los poros Fuente: www.telemundo.com

 

El maquillaje, además de las impurezas que se acumulan durante el día, provocan que los poros del rostro se obstruyan y consecuentemente aparezca el temido acné.

 

2.- Envejecimiento prematuro.

Envejecimiento prematuro Fuente: www.actafarma.com

 

Dormir con maquillaje hará que su piel se vuelva seca y opaca; por lo que las lineas de expresión se notarán más y tu aspecto lucirá cansado.

 

3.- Irritación ocular.

Irritación ocular Fuente: eslasalud.com

 

Los ojos también se ven afectados cuando no te desmaquillas; las pestañas se hacen más débiles y escasas; además pones en riesgo tu salud ocular pues los residuos del rímel pueden provocarte graves infecciones.

 

Consejo:

 

Te dejamos una pequeña rutina para desmaquillarte, que no te quitara más de 10 minutos.

 

Rutina para desmaquillarte Fuente: www.entrebellas.com

 

Pestañas. Con una toallita húmeda o un algodón mojado con aceite de almendras (esto ayudara a crecer y fortalecer tus pestañas) retira la máscara para pestañas, muy suavemente para no tozar tus pestañas, retira el excedente con una toalla de algo.

Mejillas. Retira la base de maquillaje y el blush con algún algodón hidratado con tu desmaquillarte preferido, muy suavemente, evitando frotar tu rostro.

Lava tu cara con jabón neutro y agua tibia, seca con una toalla con pequeños golpecitos, es importante que la toalla este totalmente limpia.

Por último, hidrata tu piel con una crema de noche, aplicándola en cara y cuello.

 

}); });